A este gatito no le gusta la naturaleza

Este gatito es alérgico a la naturaleza.


Este Michi no siente mucho aprecio por la naturaleza, de hecho la rechaza bastante.

Al inicio no se da cuenta que es y quiere oler, pero al darse cuenta, empieza a alejarse, para su desgracia terminan poniéndole la flor en la cabeza.

Convirtiendo ese momento, en un momento inolvidable, digno de recordar.

Existen muchos tipos de gatos y cada uno tiene su propia peculiaridad.


Like it? Share with your friends!